09 January, 2007

A ti, mujer argentina!

La mujer argentina es famosa en todo el mundo por su belleza...y no lo digo yo, es algo que lo sabe (y lo ve) cualquiera que visite la República.
Desde el principio de la historia de mi país, la mujer ha tenido una presencia muy importante...siempre al lado del hombre!
Visitando el blog de Nanny, veo una hermosa foto de sus hijas vestidas de "paisanas". Y cuando Xnem y Ana preguntaron que qué era "paisana" se me ocurrió que podía hacer un post para contarles...Si quieren saber información más profunda, visiten cualquiera de los sitios de internet que tengo agregados en mis links.
Por aquella época, era muy común la diferenciación de castas. No todas las mujeres eran iguales. Cada una tenía un trasfondo, un origen, una vida, una forma de vestir, de hablar muy diferente.
La "paisana" tenia una simpatía especial, buen trato, dulzura y cortesía, totalmente naturales, que aumentaban sus encantos y las hacían sobresalir frente a los hombres que resultaban, en comparación, rudos, secos e introvertidos, o parcos, cuando no taciturnos y groseros, a despecho de la hospitalidad y sobria cortesía características de nuestros hombres de campo.
Diferente es el caso de las "chinas" (grupo bien definido de mujeres que deambulaba con los soldados y de costumbres y profesión muy dudosas) Ellas se mimetizaron con los más bárbaros, duros y crudos de nuestros gauchos, tenían como ellos aspecto desaliñado y sucio, a veces casi varonil, muchas francamente desagradables.
Volviendo a las paisanas, no llevaban otro maquillaje que la cara bien lavada con agua pura y fría, de aljibe o de cachimba, con los cabellos trenzados en una o dos trenzas, (sueltas a la espalda o al frente, o apretadas en rodetes) siempre con raya al medio y no llevaban otro adorno para alegrar su cabeza, que una o dos peinetas, o, menos frecuentemente, un peinetón y un par de sencillos zarcillos de plata o de oro en las orejas; a veces alguna cinta de color para ayudar a sujetar el pelo, y, también a veces, una flor.
La vestimenta de la paisana, varía de acuerdo a la región, pero todas tienen como denominador común la camisa, la pollera y la enagua.
La camisa, era el orgullo de su dueña, de una tela de algodón fina, engomada y azulada, con bordados y puntillas, cuyo escote era redondo y fruncido y prendido a la espalda con cintitas o botones, a veces con pasacintas, otras con un volado o fichú de la misma tela, siempre con bordados y motivos florales. A veces tenía mangas largas o bien al codo, con puños y puntillas o bordados en las mangas y puños.
A veces, el busto se retenía, por encima de la camisa, con un apretador o corpiño, de tela gruesa, con cintas y botones. En estos casos, generalmente se ponía, sobre la camisa, una pollera de tela más gruesa o más fina, según la época del año y la ocasión (de bayeta, de indiana, de seda, de tripe, de cotonia, etc.), generalmente de un solo color vivo (excepto el negro, prohibido para la Iglesia), colorado, azul o verde, con uno o más galones (de oro o plata) en el borde, o con bordados en ese tercio inferior. Esta pollera no sobrepasa tampoco, en su largo, la media pierna, dejando ver, muy frecuentemente, el borde de la camisa y enaguas (bien almidonadas). Era bastante ancha y bien fruncida en la cintura, sin pretina, donde generalmente se agregaba un delantal.
Desde el siglo XVIII y hasta casi los albores del presente, fueron las auténticas "colonizadoras y civilizadoras de un medio rural áspero, rudo, primitivo y hasta brutal.
Supieron amar y ser fieles, teniendo como contrapartida muchas veces malos tratos y borracheras, cuando no frialdad e inconstancia, en los mejores casos amistad y respeto, unido a la apetencia pasional; nunca romanticismo; casi nunca una lisonja o piropo; muy pocas veces ternura, que, de una forma u otra, alimentaran su espíritu, su sensibilidad natural.
Supieron ser madres y ¡qué madres!, que durante casi dos siglos no hicieron más que parirle cachorros de tigres a una tierra que vivió engordada por la sangre ardiente de aquellos jóvenes, en perpetua guerra, reclamando víctimas a cada generación que aquellas heroicas mujeres concebían y amamantaban. No hablemos de su abnegación y de su espíritu de sacrificio...
Años después, llegaron para quedarse, cientos de miles de mujeres venidas de tierras europeas.
"Civilizaron" a la mujer en el campo, aumentaron su deseo de lucimiento, de emulación, de competencia, su natural y femenina coquetería. Antes las mujeres brillaban por la ausencia, es decir, eran codiciadas por su escasez. Ahora las "gringuitas" (nombre dado a las inmigrantes), con sus herencias culturales europeas, donde la mujer es la que debe lucir, excitan la competencia de las criollas y, todo redundará en un mejoramiento en el vestir, en un preocuparse más por la moda, en cambios más rápidos, aunque casi siempre, todo se haga en un nivel cultural muy rural, muy simple, generalmente colorido de más, de dudoso gusto y con un algo de ingenua cursilería.
Cuestión que desde entonces, las argentinas han brillado por su presencia.
(Iba a poner una foto mía vestida de paisana, pero para variar, blogger no me lo permite )

23 comments:

Nanny Lidia said...

Te Felicito, muy bien explicado, ay nena sos tan argentina como yo, y aunque te adaptes muy facil a tu nueva vida en el fondo siempre seremos paisanas. Adoro Australia y todo lo que nos brindo, pero al leer estas cosas no puedo dejar de emocionarme.Gracias y besossssss

Vanesa said...

Holaaa!!!!... a Palo ya le toco...jajaja.. para el día de la ciudad, el 11 de Noviembre.. fueron todos al jardin vestidos de paisana y de gaucho... luego te paso por mail las fotos... para las trenzas sabras que no le llegó el pelo, pero en su lugar fueron dos colitas con sus hermosos moños blancos..
un beso!!!

Anonymous said...

Muy interesante lo que cuentas sobre la vestimenta y las costumbres argentinas. ¡Cuánto sabes!

Anavi said...

Gracias Nanny, y me encanta emocionarte!!
Vane: me muero por ver las fotos...dale, mandame, mandame!!!
Besos a los chicos!!
Ana: Bueno, tampoco me lo se asi de memoria. Visite muchos links gauchescos e hice una especie de monografía agregando comentarios personales!!!

Anavi said...

Mamá y Ana: hoy después de mucho intentar compré la tarjeta para hablarles por telefono.
Cambié de compañia ya que en la que tenía antes eran unos ineptos...
Mañana ya les llamo y hablamos bien!!!

Anonymous said...

Pero que lata, niña!!! todos los argentinos sois así o solo vosotros?
Es que no puedeis hablar de otra cosa?
Aunque debe ser un mal general ya que tu amiga no sabe hablar de otra cosa que no sean esas palmeras apolilladas!
Como verais, sigo siendo implacable.

Rocío Fontana said...

Pero mira que hay que ser tonto!
No leas si no te apetece. Para que co... visitas estos blogs si no te gustan?
Basta de ser gilipollas y hazte cargo de lo que escribes poniendo tu nombre!

palabras con ningun sentido said...

JAajajajajaja, Calandria, que bonito, cada mañana llega una a cantar y hacer alboroto en el diminuto patio del Ph donde vivo.
Mujer, que bello vivir en el país de la cerveza, creo que podría vivir ahí, aunque extrañaría horrores maldecir por la situación del transporte; el abuso de las empresas de servicios y otras yerbas.
¿que le pasa a ese ser anónimo?
Que feo no poder decir ni el propio nombre al hacer una crñitica, aunque tal vez ignore que toda cuestión carece de sustento cuando quién la plantea debe esconderse en el anonimato.
Un beso grande desde el Río de la Plata

xnem said...

Si ayer blogguer estaba tonto, espero eso foto.

buff! Siempre lo he dicho y lo decía mi madre, "el que no sabe es porque no pregunta". Gran explicación señorita y estoy de acuerdo con lo que dices, mis amigas argentinas son todas bellísimas, la belleza y calidad de las camareras barcelonesas ha aumentado 100% en los últimos cinco años, casi todas son argentinas!

Anonymous said...

El anónimo no tiene nombre, pero sí dirección de IP, que es la siguiente, y, además, siempre busca mi blog en Google (antes también en Yahoo) y, desde mayo, ha habido pocos días en que no haya leído mi blog, o sea, que es un gran fan:

VISITOR ANALYSIS
Referring Link http://www.google.es/search?hl=es&q=amelche&btnG=B%C3%BAsqueda en Google&meta=
Host Name 84-120-177-59.onocable.ono.com
IP Address 84.120.177.59
Country Spain
Region -
City -
ISP Cableuropa - Ono
Returning Visits 0
Visit Length 0 seconds
VISITOR SYSTEM SPECS
Browser MSIE 6.0
Operating System Windows XP
Resolution 800x600
Javascript Enabled
Navigation Path
Date Time WebPage
10th January 2007 14:00:05 amelche.blogspot.com/
www.google.es/search?hl=es&q=amelche&btnG=B%C3%BAsqueda en Google&meta=

gonzalo said...

pucha, nos hemos perdido tu imagen mágica.

MaleNa said...

Me saco el sombrero ante vos, cordobesa milagrera, tu texto no solo es explicativo, tiene una dosis enorme ternura.

La mujer argentina es una maravilla, como casi todas las mujeres, pero hoy hablamos de las ARGENTINAS y por aca hay flor de exponentes.

Este retrato que haces querida amiga, me hacen recordar tanto a las miticas Asuncion y Encarnacion Ezcurra.

Mil gracias almita. :)



PD. para no empañar tu bello post, paso por alto al anonimo tal, que seguramente x su poco nivel, debe ser el hombre de Neanderthal.

Anonymous said...

Así es una paisana!...y con lujo de detalles.
Muy bonito, faltó decir las ricas comidas que aún podemos encontrar:las tortas fritas, los pastelitos, las empanadas, los guisos...etc.
Me llevaste Anavi, en tu relato, donde más me gusta.
Voy por una "chacarera", o "un gato"(te dejo la tarea de explicar que es esto)
Gracias
BESOS!!!

Nanny Lidia said...

feliz fin de semana quelopases lindo, sabes?me rei mucho con el anonimojajajaja, viva!!! las mujeres argentinas y las de las palmeras.

Besosssssssss

vanesa said...

Te mando las fotos de Palo a hotmail??... el otro dia te envie uno y no me respondiste... no se si lo tengo bien!

SILVIAMARCE said...

Gracias Anavi! Por la explicacion tan linda. Besos MUA!!

xnem said...

La foto! la foto! queremos ver esa foto de paisana!
Venga todos a hacer la ola.

Anonymous said...

En apoyo de Xnem: ¡Foto!, ¡Foto!, ¡Foto! y así, hasta el infinito.

tanguetto said...
This comment has been removed by a blog administrator.
tanguetto said...

Ah no Anavi, sin tu foto de paisana, esta completísima explicación no sirve de nada.
Un beso.

Umma1 said...

Interesante el tema.
Pero te voy a confesar que me ocurre al leerte, escucho, y siento que no es tuyo un discurso clasista y discriminador.
Y esto me provoca una serie de disensos.

No creo, por ejemplo, que la mujer argentina haya hecho su vida “siempre al lado del hombre”.
Así como movió los hilos de la historia en todo su desarrollo, también lo hizo en nuestra tierra.
Se me ocurren cientos de ejemplos, desde la emblemática Mariquita, la Perichona, Juana Azurduy, Manuela Gorriti, Manuela Pedraza, ni hablar ya a fines del XIX y comienzos del XX, las militantes socialistas y anarquistas, o las que defendieron los derechos femeninos como Cecilia Grierson o Alicia Moreau.


En cuanto a las chinas, no eran ni más ni menos que las paisanas más aindiadas.
Lo que vos citás como chinas, son las cuarteleras, o las soldaderas.
Pero entre las chinas cuarteleras y soldaderas, habían europeas rubias.

Era cuestión de suerte en el caso de las cuarteleras, o sea las putas disponibles para los hombres pobres, los soldados rasos.

Entre las soldaderas, que no eran exactamente putas, apego a sus hombres y a la causa mayor de la patria “la independencia”. Esas mujeres de vida “facil”, porque se acostaban con quien le gustaba (ni más ni menos como hacemos nosotras), fueron las enfermeras que arrancaron sus enaguas para vendar a los nuestros, las que cruzaban los rigores de la cordillera, cruzaban desiertos, sin flaquear. Las que les cocinaban y les lavaban, cargaban las armas, mantenían los vivacs y, mil cosas más, y con su tarea, que parece en las sombras, sostenían aspectos prácticos indispensables para las campañas.

Hemos sido bastante ingratos con ellas. Los mexicanos aún le cantan con orgullo a su “Adelita”. Nosotros en cambio, con una moral pacata, las tapiamos para que no se supiera de su entereza. Y no tenemos ni el nombre de una de ellas, para recordar el heroísmo anónimo que podemos tener las mujeres.

China es un vocablo quechua que significa; criada doméstica.
Cuando Gobello la define, dice: Mujer en General. En el lenguaje gauchesco tiene connotación afectiva.

Y cita a Martín Fierro:

“Mientras la china dormía,
Tapadita con su poncho…”

Por otra parte, Ana. Cómo saber si los gauchos eran tan rudos en la intimidad, si no eran capaces de amar con delicadeza?
La literatura nos ha dejado el testimonio de amores y de infidelidades, tanto de ellos como de ellas.
Yo comprendo que el refinamiento erótico es directamente proporcional al tiempo de ocio disponible, pero no me animaría a aseverar que un cuarteador careciera de sensualidad y sentimientos.


Un abrazo (F)

Anavi said...

Palabras con ningún sentido: muchas gracias por tus visitas y la verdad es que si, que extrañarías la vida cotidiana de Argentina...aquí es tan distinto!!
Saludos

Xnem: sigue preguntando, sigue!!

Gonzalo: Ya la puedes ver en el otro post!!

Malena: gracias por tus palabras...jajaja pero estoy lejos de ser milagrera jajajajaja Un beso!!

Irma: gracias, y ya explicaré eso también!! Vos sabés que desde que falleció mi abuela Susana, no he vuelto a comer tortas fritas como la gente, es que a mi no me salen tan ricas!!

Nanny: el fin de semana estuvo buenísimo. Hice de todo y casi no paramos en casa con los chicos!!!
Seguí riéndote que hace bien!!

SilviaMarce: Otro para vos!! MUA!

Xavier y Ana: que lo de la ola les ha funcionado jajajajaj pero en post nuevo!

Tanguetto: es cierto...una imagen a veces vale mas que mil palabras!!
Saludos para vos!!

Umma: vos sabés que cuando quise escribir a cerca de este tema, busque en internet, en diccionarios etc. En realidad en el post lo digo. Es una especie de compilado de todo lo que encontré, no es de mi autoria. Lo que he hecho es juntarlo y exponerlo...pero las fuentes estan en mis links.
Después de leer tu comentario, he vuelto a leer el texto y estoy de acuerdo con vos en lo que planteas, pero es todo lo que pude encontrar...para reivindicarme, te prometo que buscaré mas cosas a cerca de las mujeres de las que hablás y haré un buen post!!!
Gracias por tu aporte, es muy valioso para mí!!!

Diganme si ya no parezco Malena, contestando a tanta cantidad de comentarios???? jajajajajaja

Anonymous said...

Eres la Malena irlandesa. :-)