12 March, 2006

Seré cabeza dura nomás!

Hoy, en medio del caos en que se ha convertido mi casa, estaba Carenza sentada en el suelo, entre medio de dos cajas. Me estaba dando la espalda, pero pude notar que estaba jugando con algo. Como ya era la hora de comer, la levanto para sentarla en la silla alta y cuando la doy vuelta, me knockeó (no se cómo se escribe) con el tarro de vidrio de las vitaminas!
Pobrecita, lo hizo sin querer ya que estaba felíz porque venía de jugar e iba a ir a comer!
Después me puse a pensar...cuántos golpes que he tenido, mamma mía!! y todos en la cabeza!
Algunos fueron por accidente, otros por ser medio india salvaje, otros por abriboca...pero lo que es seguro es el apuro y la angustia que le debo haber causado a mi mamá!
Siendo muy chica, mi hermano me dió un azadazo en la cabeza, con esas azadas de jardinería. Me la abrió de tal forma que me tuvieron que coser un montón. Fué un accidente ya que me paré atras de él y cuando alzó la herramienta no me vió y zaz!
Fué mi hermano también el que tiró desde el techo una de esas ruedas de metal que servían para direccionar los cables de las antenas de television...y me la dió en la cabeza también.
Cuando tenía 7 años, mientras iba a la Iglesia para clase de catequesis, no ví un pilar del edificio de calle Cabrera esquina San Martín (al frente del Sanbuenaventura) y me lo dí de lleno, de frente en la cara. Estuve como una hora con la naríz sangrando.
Cuando mi hermanita era pequeñita, mi mamá me mandó a buscarla para comer. Estaba acostada boca abajo en un sillón y cuando me senté a su lado, me acerqué y la mala suerte quiso que ella justo bajara las piernitas y me dejó knock out allí mismo. Me pegó un patadón en la cara que me quebró la naríz. Cuando vaya a Argentina en setiembre tengo planeada una operación para reparar el daño que provocó la quebradura ya que tengo muchos problemas para respirar, sobre todo cuando me resfrío y cuando me da sinusitis.
En 1991, se me ocurrió la genial idea de comprar una cucheta. A mi hermana la mandé arriba y yo quedé abajo. Al despertarme al dia siguiente, casi me abrí la cabeza porque me senté y me olvidé que estaba en una cucheta y me dí con toda el alma con el hierro en la cabeza.
En 1992, una yegua desbocada me tiró a pleno galope y me quebró la cabeza. Una quebradura en forma de número uno en el occipital posterior derecho que me dejó inconciente, tirada en el medio del campo hasta que me encontro mi mamá con el auto.
En 1994, en la peatonal 9 de julio, en Córdoba, pusieron esas pantallas gigantes para pasar los partidos del mundial. Un día, volviendo de la facultad, pasaban un partido y en el momento en que paso por debajo, la selección casi hizo un gol así que leventé la vista y zaz, me tragué el poste del semáforo y me disloqué la mandibula.
En 1996, caminando por una calle de Barreal, en San Juan, con el que por aquel entonces era mi novio, no ví la acequia y casi me caí dentro, entonces para esquivarla pegué un saltito pero con tal mala suerte que no ví esos canastos para poner la basura y me lo ensarté en el cerebro poco menos. No se que me dolió mas, si el tortazo en la cabeza o que mi novio no me pudiera ayudar porque tenía un ataque de risa.
En 1997, saliendo de misa, iba cuestionandole al mismo novio del ataque de risa, el haber mirado a una "rubia" cuando no me fijé en un cartel de la calle y me lo dí de lleno en la cara. Sangré como una hora también.
No me acuerdo si en el 96 o 97, salí al patio de casa y estaba Catalina, una de nuestras gatas, entonces me agacho para hacerle cariñito y se movió así que me estiré para seguirla y cuando me levanto, pegué con la cabeza en el portón de hierro. Me acuerdo que estaba mi abuela Susana y me trajo hielo. Aunque era grande, me puse a llorar como un chico porque el dolor fué impresionante.
En el 2002, en la casa de Cork, durmiendo, me caí de la cama y me dí en la cabeza con la punta de la mesa de luz. Sangró mucho así que fuimos al médico. Me vendó pero no me cosieron.
Seguro que mi mamá tiene registrados más golpes en mi cabeza.
Siempre pienso en el susto que habrá tenido cada vez que yo llegaba llena de sangre!!
Pero dentro de todo, esto prueba que tengo una cabeza a prueba de golpes o bien que soy cabeza dura nomás!

8 comments:

Bwana Roberto said...

Para escalar generalmente ando con casco. Me ha salvado un par de veces de abrirme el mate de un piquetazo. Si queres te lo presto. Me parece que te hace mas falta a vos que a mi.

Anavi said...

Dale Roberto...acepto. Imaginate si yo hiciera las cosas que has hecho vos...es la hora que pasé de largo!

amelche said...

¡Estás viva de milagro! Cuídate, mujer.

Luciano said...

Ah, con razon....
jejeje
Pero che, profesion peligro sos vos.
Me dolio leer el post.

Paula said...

No quiero reirme porque el tema de la salud me parece una de las cosas mas serias...pero que golpes señorita!!! Ya estamos en suelo argentino con un caldo de la Madonna!!!!!!! Abrazos!!

Umma1 said...

Jajajja...
Material para abonar aquello de cabeza dura que nos viene en los genes ;)
Un abrazo y cuidate.

pao said...

es increíble que estes viva!!!!
saluditos

Anonymous said...

qycq gyklq [URL=http://www.bigtits234.com]Huge Boobs[/URL] wcajug g kd n beh